En esencia, la transferencia de tecnología es el movimiento de tecnología y/o conocimiento, desde un proveedor que comercializa la tecnología hacia un receptor que adquiere la tecnología, lo que presenta ventajas e inconvenientes. A efectos prácticos, es útil clasificar la tecnología en: derechos de propiedad, conocimiento científico, conocimiento técnico y bienes de equipo. Existen diferentes modalidades de transferencia, entre las que destacan por su importancia: licencias, investigación conjunta, asesoramiento y servicios, creación de empresas y alianzas tecnológicas. Finalmente, es necesario disponer de estrategias para la valorización de la tecnología con el fin de que se incorporen al mercado.

A continuación se muestras algunas definiciones de diferentes autores en el tema:

Transferencia del capital intelectual y del know-how entre organizaciones con la finalidad de su utilización en la creación y el desarrollo de productos y servicios viables comercialmente. Cotec (2003)

El movimiento de tecnología y saber-hacer (know-how) relativo a la tecnología entre socios (individuos, entidades y empresas) con el objetivo de mejorar como mínimo el conocimiento y habilidad de uno de los socios, así como fortalecer la posición competitiva de cada uno de los socios. Norman Abramson (1997).

Tipos de tecnología en la práctica de la transferencia

Para centrar ideas y facilitar la identificación de las tecnologías de uso frecuente en la creación de innovaciones empresariales, resulta interesante saber cuáles son las tecnologías que aparecen en la práctica habitual de la transferencia de tecnología y conocimiento, al margen de las definiciones de carácter académico o educativo. Para ello es útil emplear la siguiente clasificación que considera la tecnología en un sentido amplio y la clasifica en cuatro tipos:

  • Derechos de propiedad
  • Conocimiento científico
  • Conocimiento técnico
  • Bienes de equipo.

Derechos de propiedad .- Hablar de derechos de propiedad es hablar de tecnología materializada en forma de invenciones (dispositivos, componentes, procedimientos, metodologías) y que se encuentran protegidas mediante alguna o varias de las modalidades existentes de derechos de propiedad industrial e intelectual (patentes, modelos de utilidad, diseños, marcas, derechos de autor) y/o secreto industrial.

Conocimiento científico.- El conocimiento científico se refiere al conocimiento y a las capacidades científicas y tecnológicas para desarrollar actividades futuras de I+D, generalmente a través de la sabiduría y la experiencia académica-científica personal altamente cualificado. Se trata del dominio del estado del arte de una disciplina científica y del método científico como metodología que permite la creación de nuevo conocimiento a través de proyectos de I+D, existiendo una alta incertidumbre en éxito del proyecto, así como en la aplicación de sus resultados.

Conocimiento técnico.- Se trata de conocimientos y habilidades técnicas, generalmente ocultos (como parte del saber hacer y experiencia de las personas de una organización) o de dominio público (normativa, legislación…) destinados a prestar servicios más o menos avanzados de: asesoramiento, consultoría, asistencia, ingeniería, ensayos, formación o similares.

Bienes de equipo y TIC.- Se trata de activos materiales intensivos en capital y conocimiento, que ya están disponibles en el mercado y suponen una fuente importante de innovación tecnológica para ciertas empresas. En este caso la tecnología va oculta e inmersa en los bienes de equipo (maquinaria, equipamiento, planta de fabricación…) en forma de conocimiento y derechos de propiedad.

última actualización: 08-ago-2012 22:13:16 por Admin SWB

herramientas 1herramientas 2

SECCIONES

Gestión Tecnológica